Expediciones, colonizaciones y supervivencia

En los últimos días he echao varias partidas en las que los jugadores están al frente de expediciones, y en que la supervivencia es primordial. Veámoslas en detalle...

Lewis & Clark. 
Un juego que está muy de moda por varias razones: es del pasado Essen, acaba de salir editado en castellano, y muchísimas voces hablan de lo bueno que es. A mí, me pareció un gran juego, es -como dicen- muy exigente, y disfruté mucho en la partida, aunque admito que esperaba que me gustase un pelín más de lo que lo hizo, precisamente por esas cuantiosas voces alabando sus virtudes. Las expectativas, que es lo que tienen. 
Una de las cosas que más me sorprendieron es que lo pintaban de muy duro, y no me lo pareció tanto. Seguramente se deba al hecho de que jugué 1,4 partidas. Me explico. Empezamos a jugarlo, y cuando ya llevábamos un rato (y nos estaba costando la vida avanzar por el río) nos dimos cuenta de que se habían explicado mal varias cosas, y decidimos empezar de nuevo la partida. Y claro, en esta "segunda partida" ya teníamos las mecánicas claras, y avanzamos que dio gusto. 
Qué preciosísimo que queda el juego desplegado en mesa, vaya componentes que tiene el jodío.

Colonial: Europe´s Empires Overseas.
Partidaza con Lethan a un pedazo de juego tremendo. Qué sorpresita. El tema del juego he de decir que me motiva especialmente, pero es que lo mejor del juego son algunas mecánicas y cómo encajan, sobretodo las bélicas, y las referentes a la logística. 
Una maravilla de juego que te deja en la explicación de reglas abrumado con tanta opción. Me encantaría echarle una 2ª partida en breve ahora que ya sabría desenvolverme perfectamente. Y me encantaría jugar con las características especiales de cada nación.
El juego que más me ha gustado de entre los que he jugado últimamente. 

Mount Everest
Ante todo, confieso que NO he probado el K2, juego que es antecesor de éste que ahora nos toca y del que dicen que es (MUY) parecido. Por lo que no los puedo comparar. Y lo digo porque durante la partida algunos jugadores sí habían jugado a ambos y los comentarios-comparativas no cesaron xD
En Mount Everest, como el nombre da a imaginar, llevamos expediciones de alpinistas para coronar la famosa cima. Las expediciones se pueden ir al garete, y nuestros aventureros pueden perder la vida en ello, como tristemente pasa en la realidad con el alpinismo. 
La partida la verdad que no me gustó demasiado. Se me hizo larga, eterna más bien, y resulta que es que no lo jugamos bien. Nos enteramos cuando ya llevábamos demasiado tiempo jugándolo, en mi opinión, pero creo que aunque lo hubiésemos jugado con las reglas bien este juego tampoco sería santo de mi devoción.
¿Le daría una 2ª oportunidad? Pues creo que no. Antes intentaría jugar al K2 para satisfacer la curiosidad.

La Escalera Encantada
Y hablando de curiosidad. Grandes ganas le tenía a este juego infantil del que dicen que satisface también a adultos. Y ahora lo comprendo. Jugándose con la variante "poder cambiar de ficha/identidad" es todo un reto. Además, menudas risas que te pegas cuando se encadenan varias tiradas seguidas de fantasma xD
Muy cachondo el juego la verdad, y dura la partida 10 min o menos. Idóneo para abrir o cerrar una sesión de juego. 

Primordial Soup (o Ursuppe según qué edición). 
Aprovechando la visita de Seldonita por Málaga pudimos probar con él un print&play que traía de este juego, en el que los jugadores somos amebas luchando por la supervivencia. Tema pegado pegadísimo. Estamos ante un abstracto de esos de menear cubitos de un lado para otro, y lo digo con cariño, ya que esos tipos de juego me suelen gustar, aunque desgraciadamente Primordial Soup me dejó un poco frío.
Las mecánicas están bastante chulas, y le das al tarro considerablemente. En ese sentido me gustó bastante. La parte negativa es la duración. Es uno de esos juegos con los que digo "si transmitiese el mismo sabor pero durando sólo 45-70 min genial", pero es que el jueguecico se ventiló 2h y media :( , y es demasiada duración para unas mecánicas que -aunque estén chulas- se vuelven algo monótonas si se alargan tanto en el tiempo. 

Passe-Trappe (tamaño mediano).
Y hasta 3 partidas he acumulado a Passe-Trappe, uno de los juegos de habilidad que más me gustan. Además, en esta ocasión se trata de la versión mediana del juego, que me intrigaba mucho con respecto a si salía perdiendo sobre la versión grande y para mi sorpresa sigue funcionando genial. Es un placer (y un vicio) jugarlo cada vez, e incluso diría que en la versión mediana es más complicado acertar con la ficha. Aunque quizá se deba esta impresión a que al grande le tengo bastante vicio xD

Y hasta aquí de momento. Grandes descubrimientos a la par que algunas partidas reguleras, pero bueno, cada experiencia es positiva, sobretodo por la gente con la que compartes mesa, que es lo que hace grande a la afición. 

Saludos jugones!


8 comentarios:

  • Ángel López | 31 de marzo de 2014, 18:29

    Veo que la mala racha ha durado poco y encima con algunos juegazos. El Lewis y el Colonial los tengo y para mi son juegos de mi top 10. El Mount Everest no me llama y la Escalera encantada tengo previsto regalarlo en reyes a mis sobrinos. Respecto al Colonial, dice las reglas que una vez te hayas habituado a las reglas juegues con las características especiales, es como el modo familiar y avanzado de Agrícola.
    PD. Cuando quieres jugar al Lewis o Colonial, ya sabes.

  • Iván de la Fuente Misut | 31 de marzo de 2014, 20:49

    Todos sabemos que el comentario del Lewis diciendo que te ha gustado un poquito menos de lo esperado lo haces para crear polémica y atraer visita!!! xDDDDDD (es

    Para mi lo mejor del juego (y lo mas novedoso), es la gestión del exceso. Afinar para que cuando vayas a levantar el campamento te cuadre todo para no perder ni una casilla es lo que lo convierte en duro. Obviamente a medida que los jugadores suben el nivel, la cosa se complica.

  • Ángel López | 31 de marzo de 2014, 21:52

    Opino lo mismo que tu, Misut. El Lewis en si no es complicado de reglas, lo complicado es optimizar

  • Neiban | 1 de abril de 2014, 12:20

    Ángel, un Colonial con tus compis puede ser épico xD, qué ganas sólo de imaginarlo

    Iván, me meo con lo de "polemizar" xDD. Mira que no estoy diciendo que el juego sea una mierda, y las polémicas suelen empezar por ahí. A mí el Lewis me gustó, y bastante, sólo que eso, q por las expectativas esperaba alucinar en colores, y eso como q no.
    Estoy totalmente de acuerdo en que la gestión del exceso en el Lewis es lo mejor del juego, y a la vez lo que más hace devanarte los sesos.

    Saludos y gracias por pasaros ;)

  • Iván de la Fuente Misut | 1 de abril de 2014, 12:39

    Como has supuesto, era coña :P

    Echale un par de partidas mas, con 3-4 jugadores entrenados. A ver si el nivel aumenta :P

  • Escuela de juegos | 1 de abril de 2014, 13:08

    Has retomado el vicio por todo lo alto!
    El Lewis sigue ganando puntos para nosotros, cada día, jeje.
    El Mount Everest, teniendo y disfrutando el K2, no nos llama nada, nos resulta más "artificial", el rollo de los turistas y todo eso...preferimos el K2, aunque quizá os parezca demasiado sencillo, requiere buena gestión de mano y no se hace nada largo.
    El Passe-Trappe nos gusta también bastante, pero menos que Crokinole (demasiado frenético y dependiente de la habilidad).

  • Neiban | 4 de abril de 2014, 19:25

    Según lo que me contaban mientras jugábamos al Mount Everest -y quienes habían probado tb el K2- preferían el K2.
    El Passe-Trappe es una locura frenética sí, por eso mismo me gusta tanto! xDD

    Saludos y gracias por pasaros ;)

  • zareck | 11 de abril de 2014, 10:28

    Menuda pintaza el colonial! no lo conocia, como siempre poniendome dientes largos con los juegacos que sacas.

    Killo Neiban te debo una llamada y explicación.

    Un saludo y ánimo con la web!

Publicar un comentario